Fanfiquerías

Siguiendo este enlace podréis acceder a ese locurón de juventud que fue el fandom de Harry Potter para mi. Me bebía los libros de J. K Rowling como si fueran agua, memorizaba los detalles y me imaginaba alternativas a las historias canónicas.

Así fue como llegué al mundo del fanfic.¡Y qué descubrimiento! Podía jugar con mis personajes favoritos y a la vez explorar nuevas maners de narrar.

El fanfic es sin duda la mejor herramienta de aprendizaje para un escritor. Es un divertimento puro.

Aquí están mis primeros relatos en este formato.

Primeros capítulos que nunca llegaron a nada

Todos tenemos toneladas de ellos. Empezamos con fuerza y, como la gaseosa que no tapamos, se nos va el gas y la energía y hasta luego.

No descarto seguir alguno alguna vez. Hay muy buenos comienzos, pero… comenzar siempre fue lo fácil, ¿no?

A veces sólo necesitamos la casilla de salida para empezar a imaginar.

Aquí encontraréis varios ejemplos.

En tiempos más presentes, he seguido explorando el formato del fanfic, esta vez basándome en algunos de mis videojuegos favoritos como Dragon Age o Assasin’s Creed.

En la web Archive of our Own, entrando en este enlace, encontraréis los últimos fanfics que he escrito.

Leave a Comment